24 Comentarios

  1. Cindy Groulx
    14 Diciembre, 2014 @ 03:13

    Qué interesante todos aquellos lugares por donde pasó. Sólo oí de. Gracias por compartir Erika

    Responder

  2. Jordi Luna
    14 Diciembre, 2014 @ 04:41

    Magnífico post Erika, por todo. Las risas iniciales… Así que le das la vara a todo el pilas para practicar… Y preciosas historias e imágenes. Me encantaría escuchar esa fachada musical. Muy educativo esta vez.
    Besos y Abrazos.

    Responder

  3. Pedro Fabelo
    14 Diciembre, 2014 @ 12:44

    Poder viajar, ¡qué gran placer! Ahora, con la crisis, algunos nos tenemos que conformar con viajar con los libros, con los canales de viajes de la TV o a través de Internet gracias a los blogs de viajes o el de nuestra secretaria de dirección favorita. Al menos con Erika tenemos la suerte de poder disfrutar de su agudo sentido del humor y su maestría para contar anécdotas. Gracias, Erika. Un saludo.

    Responder

  4. Patricia Duboy
    14 Diciembre, 2014 @ 14:57

    No cabe duda que cuando se viaja conociendo la historia de cada lugar se disfruta en otra dimensión. Y al contarlo así, además lo disfruta quien lo lee

    Responder

  5. Erika Martin
    14 Diciembre, 2014 @ 16:22

    Mi querida hada, creo que vas a tener que coger un avión y venir a Europa a ver estos lugares tan bonitos. Gracias a ti por leerme.
    Besitos

    Responder

  6. Erika Martin
    14 Diciembre, 2014 @ 16:26

    Le doy la plasta a la gente que no veas, especialmente en los mercados navideños bebiendo vino caliente … puedo llegar a ser una brasas, pero chico, es mi curso intensivo de alemán con inmersión cultural jajaja 😉
    A mi también me gustaría escuchar esa fachada musical, debe de ser la bomba.
    Besos y abrazos, Jordi.

    Responder

  7. Erika Martin
    14 Diciembre, 2014 @ 16:30

    Vaya, siento que por el momento no puedas viajar tanto como quisieras, Pedro. Yo me siento afortunada, pues la crisis no me ha afectado y puedo seguir permitiéndomelo.
    Gracias por tu visita semanal.
    Saludos

    Responder

  8. Erika Martin
    14 Diciembre, 2014 @ 16:43

    Patricia, muchas gracias por tu comentario. No estaba segura de si os iba a gustar el post, pues tenía muchas cosas que contar sobre este viaje. Muchas me las he dejado en el tintero, porque sino se iba a convertir en pesado.
    ¡¡Que tengas buena semana!!

    Responder

  9. Rakel Relatos
    14 Diciembre, 2014 @ 19:04

    Como siempre me encantó tu relato. Por cierto, no sabía que en Alemania no se paran los taxis por la calle… Una suerte la tuya conocer tantos lugares! Un abrazo!

    Responder

  10. Julia C.
    14 Diciembre, 2014 @ 19:31

    No voy a decir que ya es como si hubiera estado allí, pero sí que he aprendido un montón de cosas nuevas gracias a tu post. ¡¡Qué suerte haber podido hacer ese viaje maravilloso!! Y no te preocupes que para nada nos saturas; al contrario, nos quedamos siempre con ganas de más 🙂

    Un beso grande y muchas gracias por "llevarnos de paseo", Erika!!

    Responder

  11. Entre suspiros y un café
    14 Diciembre, 2014 @ 19:45

    ¡Pedazo viaje! Y eso que sólo nos has contado el principio… Personalmente no conozco Dresden pero me resulta fascinante todo lo que has contado, las fotografías,…
    No me has aburrido para nada, por mí pon todas las fotos que quieras, ¡me encanta viajar!

    ¡Un besazo enorme Erika!
    Patri.

    Responder

  12. Johann Sparragus
    14 Diciembre, 2014 @ 20:19

    Que bueno que finalmente se te dio la posibilidad de finalmente llegar a Dresden. Es un sueño la ciudad, y Sajonia en general.
    Siempre me divierte leerte, pero estas entradas de viajes las disfruto un montón. Lo haces muy ameno.
    No sabía lo de los Taler. Los semáforos si los había visto. Me parecieron muy simpáticos, pero desconocía la historia y todo lo que se hizo para mantener al "Ampel Man" en RDA.
    Desde Dresden también continué camino hacia Bohemia. Espero tu próxima entrada con ansias.
    Muy felices fiestas!

    Responder

  13. Erika Martin
    14 Diciembre, 2014 @ 22:05

    Hola Rakel,
    así es, o les llamas por teléfono o te toca ir a la puerta de algún hotel de lujo a ver si hay alguno allí.
    Siempre estoy ahorrando para hacerme alguna escapada. Me encanta viajar y conocer mundo 😉
    Un abrazo!!

    Responder

  14. Erika Martin
    14 Diciembre, 2014 @ 22:08

    Hola Julia,
    ¿te quedaste con ganas de más? guaaayyy!! En el próximo post: Praga 😉
    Mil gracias por tus palabras.
    Besos, corazón

    Responder

  15. Erika Martin
    14 Diciembre, 2014 @ 22:20

    Hola Johann,
    la historia de los semáforos y los Taler las aprendí cuando estuve viendo allí y me resultaron muy curiosas.
    No recuerdo haber leído tu viaje a Dresden y Bohemia en tu blog. La buscaré. En mi caso fui en tren ¡qué vaya tren!. Bueno, ya lo contaré jajaja
    Es un gran honor que a un experto en viajes, como tu, le gusten mis entradas sobre estos temas.
    Muy felices fiestas para ti también!!
    Besos

    Responder

  16. Erika Martin
    14 Diciembre, 2014 @ 22:25

    Hola Patri,
    que ilusión que te haya parecido fascinante. La verdad es que la ciudad es una maravilla y la gente encantadora, a pesar de la brasa que les he dado con "mi curso" de alemán jeje Merece la pena ir.
    Lo de las fotos ha sido una tragedia, no te creas. He hecho unas 400 y me ha costado mucho seleccionarlas.
    Besazos!!!

    Responder

  17. Humoreo Luego Río
    15 Diciembre, 2014 @ 02:02

    Vas a tener que crear un nuevo blog. Te propongo un nombre a ver si te gusta…
    "Erika por el mundo" Con tantos viajes y tanto conocimiento acumulado, seguro que tendrás mucho éxito!!! Me ha encantado tu post, ha sido muy divertido. Sobre todo, el aspecto de darle la barrila a todo lo que hable aleman!!! Jajajajajaja

    Responder

  18. Krika Alcaide
    15 Diciembre, 2014 @ 20:24

    Qué bonito todo!!! Ya que has estado tan cerquita de mi casa podías haberte pasado por aquí a darme la charla a mi en alemán, que tengo que aprender y por aquí nada más que encuentro españoles expatriados!! jajajaja. Un beso!!

    Responder

  19. Mery Pérez
    16 Diciembre, 2014 @ 00:31

    Qué hermosura de imágenes. Gracias por compartir. Éxitos y bendiciones!

    Responder

  20. Elena García Domingo
    16 Diciembre, 2014 @ 17:28

    ¡Qué gozada de viaje! Y qué envidiuca que me da jejejje. Este viaje lo tengo en mente, aunque yo sólo puedo chapurrear el inglés :p Gracias!!

    Responder

  21. Erika Martin
    16 Diciembre, 2014 @ 19:57

    Impordonable, mi que haber estado a tiro de piedra de Suiza y no haberme pasado a saludarte y darte la brasa en alemán … jajaja ¿Si? ¿hay muchos españoles por allí?
    Viele Küsse!

    Responder

  22. Erika Martin
    16 Diciembre, 2014 @ 19:58

    Gracias a ti, Mery, por pasarte por aquí. Todo lo mejor para ti. Un abrazo!!

    Responder

  23. Erika Martin
    16 Diciembre, 2014 @ 20:02

    Ah! pues si vas algun día, Elena, no te preocupes por el idioma. Casi todos los alemanes hablan ingles, además el español está de moda. Como descubran que tu los hablas, van a ser ellos los que no paren de hablar contigo (para practicar, ya sabes) jeje
    Gracias por el comentario. Besos

    Responder

  24. Erika Martin
    16 Diciembre, 2014 @ 20:05

    "Erika por el mundo" ¡¡me gusta!! aunque no sé yo si tendría éxito.
    Sin duda, el vino caliente me facilitó mucho el perder la vergüenza y que pudiera hablar con fluidez jejeje
    Gracias, querido Juan Carlos, sabes que aprecio mucho tus palabras.
    Besos

    Responder

No seas tímid@, deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando, estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies. Puedes pinchar en el enlace para ampliar información.plugin cookies

CERRAR
A %d blogueros les gusta esto: