32 Comentarios

  1. chus
    27 abril, 2018 @ 18:26

    Mi pesadilla telefonil fue con Jazztel, creo recordar que hasta les dedique una entrada. ¿Cómo es que a ti solo te quieren cobrar 6€ y a mi 19€ en Santa Lucia si estoy hecho un chaval? 🙂

    Por cierto:

    epitafio

    Responder

    • Erika Martin
      27 abril, 2018 @ 18:44

      ¿19 euros, Chus? Eso que es todavía no saben que eres Adonis 😉 En cualquier caso, yo me conservo mejor que tú jajaja por eso me hacen mejor precio jaaja Les diré a mis familiares que quiero ese epitafio.
      Buscaré la entrada de tu pesadilla telefonil para echarme unas risas.
      Disfruta el finde!

      Responder

      • chus
        27 abril, 2018 @ 22:01

        Es que fue por teléfono y no me vieron en persona que si no… vamos que me pagan ellos a mi por tenerme como cliente jajaja Buen fin de semana, Erika.

        Responder

  2. Conxita
    27 abril, 2018 @ 19:38

    En algunos momentos he pensado en dar de baja el teléfono fijo porque solo sirve para que te martilleen con este tipo de «ofertas». A mi me da pena porque me parece dificilísimo este tipo de venta y sé las condiciones que tienen y aguanto estoicamente para acabar diciendo que no me interesa y gracias pero hay algunas personas que se merecen que las chasquees a ellas porque son de lo más insistentes y maleducadas.

    Y lo de masmóvil, no sé si es la misma compañía pero recuerdo que tuve unos meses que recibía llamadas al móvil continuamente desde distintos teléfonos que nunca respondían, tenía del orden de seis o siete llamadas diarias, era un horror, bloqueaba los números y volvían a aparecer con otro, al final parece que se cansaron.

    No sé yo si estas compañías que llaman harán algún caso de la ley de protección de datos.
    Besos

    Responder

    • Erika Martin
      27 abril, 2018 @ 20:23

      Eres de las mías, Conxita, aguantas que te lean el guión por «solidaridad obrera». Pero algunos teleoperadores son insufribles. No sé si será por la presión de las ventas, porque no les dan formación o por simplemente no tienen modales.

      Lo de tus llamadas perdidas tiene toda la pinta de haber sido los plastas de MasMóvil. Espero que se hayan cansado contigo y que no te vuelvan a llamar en las próximas campañas de publicidad. Menuda pesadilla.

      Me temo que se no hacen caso de la ley. En el correo que le envié le cité 3 leyes y me siguieron llamando. Claro, sumas las llamadas de todas las empresas y al final te entran 20 al día con la impotencia de no poder hacer nada para que te borren de donde sea que sacan tus datos.

      Muchos besos

      Responder

  3. María Rivero Sánchez
    27 abril, 2018 @ 20:17

    Hola Erika:

    ¡Ah el dichoso mundo de los datos personales, los comerciales las llamadas!

    Lo primero que tengo que decir es lo sorprendentemente buenas que son las empresas colándote que les cedas tus datos. Ahí, en medio de la letra pequeña, casi invisible, suele haber un recuadrito y al lado: «marca esta casilla si NO quieres que tus datos sean cedidos…» Total, que como nadie lee la letra pequeña, les estas dando tu consentimiento tácito.

    Luego estan las que gestionan los datos a traves de terceras empresas de países en los que la ley es (o al menos era) bastante más libre.

    Y que yo sepa, por ley te tienen que decir de dónde o cómo los han obtenido, pero a veces te puede la impaciencia y cuelgas antes.

    Sobre las llamadas, anécdotas de todo tipo y de todos los colores, aunque las que me cabrean son las que toman al consumidor por tonto: «Como sabes que no te interesa?» «Quien te ha dicho que pagarás más con nosotros» y similares.

    Por cierto a mi una vez me llamaron con la excusa de que eran de la Policía, que una tal Silvia??? tenia denuncias por impagos… Fue hace bastantes años, ya que estaba en la Universidad, pero imagínate el susto!

    En el otro lado, tengo una amiga que paso el peor verano de su vida trabajando en unu de estos centros y la verdad es que yo lo sufrí con ella porque aquello no era vida, así que ahora, siempre que me tratan con educación, les rechazo con mucho tacto; pero que no se pongan bordes ni chulescos, que saco mi peor cara!!

    Qué tengas un buen finde!!

    Un beso.

    Responder

    • Erika Martin
      29 abril, 2018 @ 12:04

      Hola María,

      es como dices, te cuelan un recuadrito al pie de un formulario o contrato, en tamaño letra minúsculo, que o no lees o se te escapa marcar para que no te molesten en el futuro. Por ley te tienen que decir de dónde se han sacado tus datos y permitirte que puedas revocar el consentimiento … pero la realidad es otra. A mi siempre que me llaman de alguna empresa con la que no he tenido ningún tipo de relación, les pregunto y dan evasivas. El pobre teleoperador tiene bastante con leer su guión y no está preparado para responder estas preguntas complejas. Espero y deseo que el RGPD acabe con estas malas prácticas.

      Ahora que lo dices a mi también me han preguntado alguna vez lo de «¿Cómo sabes que no te interesa?» Tremendo, tremendo. Eso hace clic en mi cerebro para que me corre fuego por las venas jaja

      Puff, eso de Silvia y la Policía suena a estafa. Lo normal es que te reclame la empresa ¿no? Claro, el susto que te debieron meter fue como cuando me llamaron a mi los de Vodafone.

      Siento que tu amiga pasase el peor verano de su vida trabajando un call center. La verdad es que deben tener mucha presión y que la culpa de que sean tan agresivos no es de ellos en sí, sino de la empresa para la que trabajan. A pesar de eso, haces bien en sacar tu peor cara cuando algunos se ponen bordes.

      Muy buen fin de semana

      Responder

  4. Julia C. Cambil
    28 abril, 2018 @ 20:59

    Alucinante lo que cuentas, Erika. Aquí en casa hemos sufrido por temporadas llamadas frecuentes de teleoperadores, pero nunca a ese nivel de insistencia ni con los trucos «sucios» que mencionas. Con la mala uva que me entra a mí cuando me quieren obligar a hacer algo, no sé cómo habría acabado la cosa…

    No tenía ni idea de que no se pudiera llamar a los potenciales clientes a partir de las 21:30 en días laborables ni en los fines de semana, pero me parece genial. Hoy en día no se puede una dar el lujo de tener el móvil apagado durante horas para librarte de los pesados de turno.

    Como anécdota te contaré que en cierta ocasión un teleoperador de Jazztel se empeñó en quedar con mi hermana en persona. Por más excusas y razones que le daba ella el tío insistía. Le pilló tan descolocada el asunto que no podía ni creérselo. Vivir para ver :((

    Un post la mar de interesante, ¡muchas gracias!

    Un beso y feliz puente de Mayo.

    Responder

    • Erika Martin
      29 abril, 2018 @ 11:49

      Hola Julia,

      pues sí, a veces dan ganas de apagar el móvil y arrancar el cable del teléfono fijo para que no te molesten. A nada que te llamen de un par de empresas todos los días 3 o veces, imagínate la cantidad de interrupciones diarias que tienes. Normal que te entre la mala leche.

      Esta prohibido que se pongan en contacto en esos horarios, pero da igual. Como muchas personas no lo saben ni se quejan formalmente, pues ellos continúan saltándose la ley.

      Me has dejado loca con la anécdota de tu hermana. Muchas empresas utilizan estas llamadas para cerrar reuniones y presentar los servicios/productos cara a cara. Aunque me temo que, en el caso de tu hermana, era otro tipo de quedada ¿no?

      Muchas gracias a ti por leer y comentar, Julia. Disfruta mucho el puente. Besos

      Responder

  5. ana
    29 abril, 2018 @ 14:38

    Trabajar en un call center mandó a estos tres jóvenes al siquiatra

    totalmente de acuerdo contigo! besitos mi niña!

    Responder

    • Erika Martin
      29 abril, 2018 @ 16:10

      Muy interesante el artículo que has compartido en tu comentario, Ana. Uno se puede hacer una idea de en qué condiciones trabajan las personas que están al otro lado del teléfono.
      Pienso que las empresas que se dedican a esto deberían cuidar más a sus teleoperadores. ¿Cómo lo llaman los gurús de RRHH? ¡ah, sí! fidelizar el talento, felicidad en el trabajo, embajadores de marca …

      Muchos besos, guapa! 🙂

      Responder

  6. Chelo
    30 abril, 2018 @ 13:08

    Qué buen post, Erika. No conocía lo del Call center, y, ¡ah! me ha dado un poco de yuyu ver tu foto en ese féretro, la verdad.
    Tomo nota de lo de n discutir con alguien enfadado, realmente no vale de nada.

    Un beso, solete.

    Responder

    • Erika Martin
      30 abril, 2018 @ 13:58

      Hola Chelo,

      es que cuando te llaman los de los seguros de decesos, llegas a imaginarte el funeral de lo pesados que se ponen. Da mucho yuyu, la verdad.
      Hablar con alguien enfadado o que no escucha lo que le estás diciendo, no merece la pena, es perder el tiempo.

      Un besote

      Responder

  7. Bellas y estupendas
    30 abril, 2018 @ 18:13

    Hola Erika! Es cierto, parece mentira que todavía hoy en día se siga utilizando esta técnica que molesta tanto, yo llevo una temporada que no hacen nada más que llamar incluso he llegado a pensar en darme de baja del teléfono fijo para no agobiarme. Un post muy interesante. Un beso bella.

    Responder

    • Erika Martin
      30 abril, 2018 @ 20:42

      Hola Feli,

      entiendo perfectamente que se te haya pensado dar de baja el teléfono fijo. Siento saber que tú también llevas una temporada crucificada con estas llamadas.
      No termino de entender por qué hay empresas que siguen con estas técnicas de ventas. Supongo que será porque en internet y por email también bloqueamos la publicidad.

      Gracias, guapetona

      Responder

  8. Chari
    30 abril, 2018 @ 20:10

    Hola Érika.
    Entiendo tu postura cuando te solidarizas con alguien que te hace una llamada así. Yo te confieso que no lo consigo, me altero y acabo por colgar. Bueno, «empiezo» por colgar porque ya te tienen tan hartita que no te apetece dar más oportunidades. Yo hoy he tenido visita de Gas Natural. Y me lo he quitado de encima diciendo que sólo vengo aquí de vacaciones y que no me interesan sus servicios 😛 Es que no aceptan un no por respuesta.
    La venta a puerta fría es durísima, es verdad, pero deberían pensárselo antes de llamar a tu puerta a la hora de la siesta. Y con las llamadas lo mismo.
    Un beso enorme

    Responder

    • Erika Martin
      30 abril, 2018 @ 20:47

      Hola Chari,

      me encantan tus excusas para dar largas a los que llaman a tu puerta. Son brillantes. Además también vale para las llamadas de estos pesados 😉

      Normal que les cuelgues o les des con la puerta en las narices en seguida. Despertarte de la siesta es pecado mortal.

      Genial tu comentario. Mil gracias.
      Un besote

      Responder

  9. Mary Asexora
    2 mayo, 2018 @ 19:08

    Te iba a decir que estar en la lista Robinson no sirve de mucho, pero te has contestado tú solita, jajaja.
    Como tengo un pasado oscuro de call center y sé lo que es trabajar allí y lo que te exigen, suelo darles largas de manera educada. Pero sí, es una castaña recibir este tipo de llamadas.
    Besicos

    Responder

    • Erika Martin
      2 mayo, 2018 @ 20:37

      Hola Mary,

      una se apunta a la lista robinson pensando que se va a quitar a todos esos plomazos y desgraciadamente te das cuenta que ni por esas ggggrrrr

      Vaya, pues debiste vivir de todo en el call center. Por fortuna aquello quedó como etapa laboral oscura. Yo lo siento por los teleoperadores, sé que están explotados. Pero cuando te tratan con malos modos …

      Un besote

      Responder

  10. jaqm11
    3 mayo, 2018 @ 00:24

    Erika, déjame decirte que este problema también sucede en América, es decir la misma estrategia comercial de spam telefónico es utilizada del otro lado del charco. Seguro que el que tuvo estas super ideotas de hablarte en la mañana, en la noche, los fines de semana, y hasta en días festivos varias veces al día es un SUPER GURU COMERCIAL, y sus ideas transcienden en varios continentes, no me extrañaría que tu empresa este pensando en poner un call center para aumentar sus ventas…. no por favor ….

    Ademas actúan fuera de la ley, primero ¿como consiguen tu teléfono? se supone que hay una ley de privacidad y con eso según no pueden utilizar tu información para llamarte, es mas desde que salio la ley de privacidad las llamadas han aumentado, de verdad es una burla a uno como consumidor, y ultimadamente no quiero nada aunque me lo regalen…. jajajaja…. y esto ultimo aplica pues te llaman para ofrecerte: servicios financieros, seguros, créditos, cambiarte de proveedor de telefonía celular y local y por ultimo y no menos molesto, te llaman para cobrarte deudas que ni siquiera son tuyas, es decir alguien se le ocurrió dar un teléfono (el tuyo) y le prestaron dinero o vendieron a crédito sin verificar esta información, ahora que no ha pagado te llaman para cobrarte, a lo que amablemente contesto casi siempre: «El Sr. no lo conozco, no se donde vive, ni tengo su teléfono, si les debe dinero cobrenle a él y si tiene que hacer algo hágalo, pero a mi déjeme de molestar» lo que sigue es que te llenen el teléfono con buzones de que pagues y que tiene una propuesta para ti, o sea no entendieron que yo no soy esa persona…

    Bueno pues como puedes ver acá no nos salvamos.. deseo tengas un excelente día, y de corazón espero que no te vuelvan a llamar… Te mando un beso y un gran abrazo.

    Responder

    • Erika Martin
      4 mayo, 2018 @ 22:19

      Hola Josué,

      ¡no me digas que en México también sufrís a estas empresas tan pensadas! Será lo que tú dices, a algún gurú se le iluminó la bombilla por cosas de la globalización, la idea corrió como la pólvora por todos los continentes.
      Mi empresa tuvo durante un tiempo un call center jajaja pero después de un tiempo lo quitaron. ¿La razón? tú y yo la sabemos, pero las mentes pensantes de la empresa siguen buscando las razones por las que no consiguieron clientes de esta forma.

      ¡Vaya! A ti también te pasa como a mi con lo que he contado de Vodafone. De verdad, qué pesados ¿por qué no verificarán los datos de los clientes que sí firman contratos? Lo peor es cuando te llaman varias veces y, ya que están, aprovechan para intentar venderte algo.

      Desde que publiqué este post no me han vuelto a llamar ¿tú crees que lo habrán leído? jejejeje Te mando mucho ánimo y paciencia para cuando te llamen a ti todas estas empresas.

      Muchos besos y un abrazo grande

      Responder

  11. Raquel
    4 mayo, 2018 @ 13:19

    Hola Erika! tienes toda la razón, a veces con las prisas cuando contratas algún servicio apenas leemos la letra pequeña y después vienen las molestias por teléfono.

    Referente a la amabilidad, quizás sea mejor no coger el teléfono cuando sepas que son llamadas comerciales o los pesados de siempre, pues te muestras amable indicando que estás en la hora de la comida y terminas arrepintiéndote porque abusan de tu buen tono y palabras.

    Referente a la puerta fría….otra técnica que utilizan….el nombre del buzón, llaman a tu puerta y aunque no abras te llaman por tu nombre que claro aparece en el buzón del patio, haciéndote creer que te conocen.

    Si intentas ser amable cuando el comercial está en la puerta de tu casa y abres.. estás perdida si das con un maleducado, en una ocasión a pesar de cerrarle la puerta insistió llamando nuevamente al timbre, la verdad no hay derecho, con estas malas tácticas.

    Bueno Erika te deseo un feliz finde!!!

    Responder

    • Erika Martin
      4 mayo, 2018 @ 22:30

      Hola Raquel,

      lo malo es cuando estás esperando una llamada de algún sitio del que no tienes el número (p.ej. una cita médica o alguna gestión importante) porque te suena el teléfono y piensas que es esa llamada, pero no, sorpresa, son los pesados.

      Es verdad, qué manía con llamar a la hora de comida, que si tienes una hora para comer, te quedas sin almorzar como seas tan incauta de responder el teléfono y escuchar al comercial de turno.

      En cuanto a la puerta fría, hablé precisamente de eso en el post anterior. No se me había ocurrido que miran tu nombre en los buzones y que por eso te llaman por tu nombre cuando tocan al timbre o aporrean la puerta.

      Tengo la esperanza de que algún día desparecerán estás malas prácticas.

      Gracias por tu comentario y muy buen finde para ti también. Besotes

      Responder

  12. ramrock
    5 mayo, 2018 @ 14:13

    Eeeer…. este … Buenas tardes, eeh…ejem… no, creo que mejor no publico aquí como suelen ser mis respuestas cuando me llaman comerciales 😆 😆 😆 😆 😆

    Y trabajar de ello nada, siempre lo he rechazado, hasta el punto de estar en paro, sin subsidio y decir que no.

    Claro que, enseguida encontraba algo de reparto de publicidad por buzones (o por limpiaparabrisas, o en bocas de metro …), por ejemplo.

    Pero ¿comercial? ¡¡¡jamás!!! ni de telemarketing ni de comercial de ningún tipo.

    Oye, se me ocurre un post para tu blog, como afecta en las empresas una «Astenia Primaveral», currando, eso debe ser tremendo.

    Lo digo porque yo acabo de pasar una, la primera vez que me ocurre, pero claro, como estoy «prejubilata», problema laboral ninguno.

    Well, lovely weekend. Cuiii cuiiii cuiiii… 😉

    Responder

    • Erika Martin
      5 mayo, 2018 @ 18:05

      jajaja Ramrock, conociéndote, mejor que no publiques aquí lo que les dices a esos tipos, intuyo que será de todo menos bonitos.

      Hay ciertos trabajos para los que uno no tiene talento (como dirían los de RRHH). Aunque me has sorprendido con lo de limpiaparabrisas o estar en las bocas de metro. Menos mal que ahora ya eres un prejubiletas 😛

      Vale, sugerencia anotada, aunque yo nunca he sufrido la astenia esa porque como te ponen el aire acondicionado a tope en cuanto empieza el calor, se te olvida que estás en primavera o en verano.

      Cuiii cuiii cuiiii Have fun!

      Responder

  13. Óscar
    7 mayo, 2018 @ 09:04

    Lo de decirte que eres otro en otra compañía elaborado. sufro acoso de más móvil también pero con unas cuatro llamadas a cada muchos meses. Les digo que tengo recién renovada la permanencia hasta que al tercero le pongo a parir (con educación) y me dejan tranquilo un tiempo. Suerte en mayo y que no te den mucho la lata. Besitos

    Responder

    • Erika Martin
      8 mayo, 2018 @ 22:28

      Hola Óscar,
      ¿tienes permanencia en el móvil? no pasa nada, también te pueden ofrecer telefonía fija, adsl, wifi asimétrico, wifi simétrico, televisión … esta gente tiene de todo jajaja
      Este mes de mayo parece que ha arrancado tranquilo. Por el momento no me ha llamado nadie 🙂
      Besos

      Responder

      • Oscar
        8 mayo, 2018 @ 22:33

        Sí, pero cuando no me tenía también lo decía. Y acompañado de la frase «yo lo quiero todo con la misma compañía si me ofrecen algo más». También es útil, en las que te dicen que solo son seis euros «vale, lo contrato pero me lo pagas tú, que por lo que dices no te supone mucho». Te cuelgan rápido. Besitos

        Responder

  14. Tarmac
    8 mayo, 2018 @ 05:11

    Hola Boinas
    En el parrafo -Frecuencia y horarios de las llamadas pone textualmente» y a lo lardo de todo marzo»
    has inventado un palabro molon «alolardo»

    PD cuando me llaman al movil y es para venderme cosas milagrosas, les asigno un tono de llamada tan silencioso (grabado por mi con el movil en completo silencio) y que llamen las veces que quieras

    Responder

    • Erika Martin
      8 mayo, 2018 @ 22:53

      ¿Te has fijado que influencers y gente guay lleva boinas, Tarmac? Pues yo no la llevo jajaja pero como soy guay también jajaja me invento palabrotas molonas como p.ej. «alolardo». Ahora mismo escribo a la RAE para que la incluya en el diccionario 😛

      Eres el único que se ha dado cuenta de la errata. Muy bien, eso es señal de que te lees los posts enteritos. Gracias.

      Te voy a copiar la idea del tono silencioso para las llamadas molestas. Me parece brillante.

      Un abrazo

      Responder

  15. Paco
    29 agosto, 2018 @ 17:24

    Buenas, me interesa el tema. ¿Denunciaste? ¿Conseguiste algo?

    Responder

    • Erika Martin
      29 agosto, 2018 @ 18:08

      Hola Paco,

      después de 5 quejas enviadas por email a MásMovil, los muy pesados volvieron a llamarme a principios de julio. Le dije de muy malos modos a la teleoperadora que le recordara a sus jefes aquello del RGPD. Al colgar estuve mirando para denunciar (procedimiento y modelo de denuncia) pero al final me dio pereza, porque leí que las actuaciones previas y las sancionadoras pueden tardar varios meses y que ellos se quedan con la indemnización (a ti no te llega ni un euro). Lo cierto es que desde aquel día no me han vuelto a llamar.

      La semana pasada me llamaron los de Vodafone, con la misma táctica que comento arriba en el post, aunque esta vez preguntaron por «Paloma». Les colgué directamente.

      Si vas a denunciar, te deseo mucha suerte y que consigas que dejen de llamarte.

      Responder

No seas tímid@, deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando, estás dando tu consentimiento para la aceptación de las cookies y la aceptación de mi política de cookies. Puedes pinchar en el enlace para ampliar información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
A %d blogueros les gusta esto: