45 Comentarios

  1. Javier de Lara
    3 mayo, 2014 @ 10:05

    Bueno, está claro que se puede ser muy puntilloso con el tema del avión y algo pesado.

    Peeeero, en este caso, voy a defender un poco a los jefes.Yo viaje mucho (eso sí, yo me busco los vuelos y los reservo yo) y la verdad es que hay que cuidar los detalles para ir lo más cómodo posible y aprovechar el tiempo al máximo. Viajar mucho no es ningún placer, más bien todo lo contrario y hay que intentar que sea lo más llevadero posible.

    Responder

  2. Erika Martin
    3 mayo, 2014 @ 10:14

    +Javier de Lara, muchas gracias por tu comentario. Tienes razón, viajar mucho es un incordio y entiendo perfectamente que uno se vuelva incluso quisquilloso.
    El tema es las vueltas que dan los jefes hasta elegir el vuelo que más les interesa.

    Responder

  3. Javier de Lara
    3 mayo, 2014 @ 17:44

    Yo también soy muy indeciso… Es un pequeño gran defecto.

    Responder

  4. jony
    4 mayo, 2014 @ 08:27

    Yo no me encontrado una situación así, pero reconozco que yo también acabaría de los nervios jajaja. Buen artículo!

    Responder

  5. Erika Martin
    4 mayo, 2014 @ 08:29

    Gracias, Jony 🙂

    Responder

  6. Guillermo Ortega Sánchez
    7 mayo, 2014 @ 18:29

    súper divertida anécdota

    Responder

  7. Nika
    8 mayo, 2014 @ 19:00

    Jajajaja, no puedo estar más de acuerdo, ¡Nunca están agusto con las cosas!
    Yo me dedico a otro área pero siempre andan igual… que esto si, que no… en fin, un caos!

    Por cierto, me quedo por aquí.
    Besos

    Responder

  8. Erika Martin
    8 mayo, 2014 @ 19:05

    que gran verdad es de "Nunca están a gusto con las cosas", +Nika. Genial que te guste mi blog

    Responder

  9. Erika Martin
    8 mayo, 2014 @ 19:06

    gracias +Guillermo Ortega Sánchez

    Responder

  10. Marisa Doménech
    5 enero, 2015 @ 18:03

    Y menos mal que tu jefe se apoya en tí para el tema de los vuelos y no en las agencias, imagínate, si fuera al contrario, de seguro que no se sentiría tan cómodo. La verdad es que es de admirar tu profesionalidad y el sentido del humor con te lo tomas, yo por mi parte, me he reído mucho al leer el post. Me lo he pasado muy bien. Siempre que entro a visitarte, salgo con una sonrisa.
    Un beso

    Responder

  11. Jorge Iglesias
    5 enero, 2015 @ 18:03

    Siempre es complicado tratar con el Jefe y sus pedidos. Me compadezco por tu tortura Erika. Un beso grande

    Responder

  12. Mar V.
    5 enero, 2015 @ 18:03

    Querida Erika, tienes el cielo ganado jajajajajaja. Yo suelo viajar también bastante pero las vueltas y las dudas, me las resuelvo yo. De todos modos, que maravilla tener a alguien como tú siempre disponible 🙂 Me parto de risa con tus posts

    Responder

  13. Erika Martin
    5 enero, 2015 @ 18:06

    Marisa, estoy convencida de que si mi jefe llamase a una agencia y empezara a preguntar y a dudar tanto con ella como conmigo, la agencia terminaría rescindiendo el contrato. Hay días que se pone muy pesado.
    Que bueno que te haya robado una sonrisa, ya me has alegrado la tarde :-))
    Gracias por tu visita y por compartir.
    Besos

    Responder

  14. Erika Martin
    5 enero, 2015 @ 18:08

    Llega un momento en el que te acostumbras a esto y ya ni te das cuenta de la "tortura".
    Un beso muy grande para ti tambien, Jorge

    Responder

  15. Erika Martin
    5 enero, 2015 @ 18:14

    Eso espero, Mar, el cielo eterno jajaja … Yo también tengo mis dudas y manías cuando viajo pero vamos que me pregunte si es un Airbus 320 o 313 ya roza lo surrealista, hombre, que la diferencia serán 2 cm de espacio entre los asientos.
    Marisa (ver comentario arriba) y tu me dais el alegrón de la tarde con vuestras risas.
    Besos, preciosa

    Responder

  16. Argonauta Dalianegra
    5 enero, 2015 @ 19:10

    Murphy siempre es así con sus leyes, jejeje. Me encantó la respuesta a la pregunta de la distancia en coche, es una respuesta acertadísima, y sin perder la ediucación y las buenas formas, por supuesto, jajajaja. Comparto, preciosa, y espero que te traigan mucho los Reyes, que te lo mereces ya sólo por tanto trabajo como hay en tu oficina. Muacksssssssssss!

    Responder

  17. Erika Martin
    5 enero, 2015 @ 19:16

    no veas lo mal que me cae Murphy, Mayte, le tengo atragantadísimo jajaja
    Claro, una respuesta de lo mas educada jejeje que se note que he ido a la universidad y que tengo estudios y educación 😛
    Gracias por tus deseos. Yo también espero que te traigan muchos regalitos los Reyes … eeehh… me he cuidado de no salir de la cueva de fugitiva para que puedan seguir a la estrella y no mi luz jaja
    Un besazo muy, muy fuerte!!

    Responder

  18. Lar Petar Món
    5 enero, 2015 @ 21:20

    Erika muy eficiente, hasta calculando eñ espacio de la separación entre piernas… Jajaja. Nunca me había dado cienta de ese detalle. Gracias por compartir tus anécdotas tan alegremente. Es un placer leerte

    Responder

  19. Carmen Silza
    5 enero, 2015 @ 21:20

    Muy divertido Erika, tus post son divertidos, con los jefes no me llevo bien, prefiero ser mi propia jefa, y así si los conflictos conmigo misma, jejeje!…
    Gracias por mantenernos pendientes de tus post.
    Un abrazo Erika.

    Responder

  20. Cindy Groulx
    5 enero, 2015 @ 21:20

    Todo lo que puedo decir es que yo no soy una persona agresiva, pero si yo estaría tomando la papelera en la cabeza del jefe, con la goma de mascar. completar con la goma de mascar. {:o)

    Responder

  21. Humoreo Luego Río
    5 enero, 2015 @ 21:21

    ¡¡¡Decidido!!!
    Después de leer esto, jamás me presentaré al cargo de secretaria de dirección. Es súper estresante. Muy divertido el post, pero…
    ¡¡¡Que estrés!!!

    Responder

  22. Erika Martin
    5 enero, 2015 @ 21:27

    Pues ese detalle es super importante jaja por eso, ya me sé que aviones tienen 2 filas de asientos con 3 ó 2 plazas a cada lado. Tambien a base de "Erikaaaaaaaaaa" he aprendido que a partir de la fila 7 hay menos distancia entre un asiento y el de delante.
    Mil gracias a ti por leerme.

    Responder

  23. Erika Martin
    5 enero, 2015 @ 21:28

    Muy bien Carmen, me gusta que seas autosuficiente jejeje
    Gracias por leer y compartir.
    Un abrazo muy fuerte!!

    Responder

  24. Erika Martin
    5 enero, 2015 @ 21:29

    jajajajaja Cindy sssshhhh no me des ideas

    Responder

  25. Erika Martin
    5 enero, 2015 @ 21:31

    no, no, si te reinventas, que no sea en secretaria de dirección. No te recomiendo esta profesión para nada 😉
    ¡¡Felices Reyes!!

    Responder

  26. Andreas Westhues
    5 enero, 2015 @ 22:38

    Ostras, que paciencia con este jefe…. Casi mejor delegar esto a una agencia y te vas con tu compañera a buscar restaurante para la siguiente cena de navidad.
    Tus dibujos son geniales. Feliz 2015!!!

    Responder

  27. Erika Martin
    6 enero, 2015 @ 11:37

    jajaja Andreas, alguna vez llamo a la agencia de viajes a escondidas, no te creas. Y así saco tiempo para ir a buscar restaurante para la cena de navidad, tarea esta altamente sacrificada jaja
    Feliz 2015 y Felices Reyes!!

    Responder

  28. Humoreo Luego Río
    6 enero, 2015 @ 18:44

    ¡¡¡Gracias por el consejo!!!
    No me veo yo, con vestidos y faldas estrechas. ¡¡¡Que horror!!!
    ¡¡¡Depilarme tan a menudo!!! No, no y no.
    Jajajajajajaja

    Responder

  29. Erika Martin
    6 enero, 2015 @ 18:47

    Aunque también podrías llevar un look escocés con kilt y calcetines hasta la rodilla juas juas

    Responder

  30. Jesus Ramos
    6 enero, 2015 @ 23:26

    Puuuuf…. como te comprendo Erika… Yo lo vivo desde el otro lado. A menudo trato con secretarias y agencias de viajes que tratan de satisfacer a sus clientes para que puedan hacer los viajes lo más cómodo posible y sí, es un lío.

    Por lo general trato, como ya se de que va el tema, trato de dar opciones con días por delante o por detrás, horarios de los vuelos, las numeraciones de los vuelos, precios y condiciones de las tarifas.

    También me toca otro aspecto (que considero muy divertido), es cuando llama el jefe y suelta:

    "Mira, que mi secretaria (o agencia de viajes) me ha contratado un vuelo y no se cuando tengo que volar, ¿me lo puedes decir tú?. Es que si la llamo…"

    ¡Os tienen miedo! jajajajajaja

    Lo peor de todo es que no os escuchan y no tienen ni idea del código de la reserva o del número de billete. Algunas veces, cuando los tienen no me queda más remedio que decirles que tienen que llamar a otra compañía aérea porque el localizador de la reserva o el billete pertenece a tal o cual compañía. ¡Dan penica, angelitos! jajajaja

    Por cierto, para ver lo que comentas de los aviones igual esta web te facilita el tener que saber con que "cacharro" vuela y cómo se distribuye el mapa de asientos y que servicios ofrece.

    link: http://www.seatguru.com

    ¡Suerte en tu próxima reserva! ^_^

    Responder

  31. Rakel Relatos
    6 enero, 2015 @ 23:26

    No sé qué haría su jefe sin ti, tienes el cielo ganado! Como siempre, un relato muy divertido y entretenido de leer. Un besazo, guapa!

    Responder

  32. Carlos Girón
    7 enero, 2015 @ 18:28

    No tengo duda de que estas anécdotas te dan un efecto de catarsis querida Erika. Gracias por compartirlas con todos, de verdad que haces más alegre el día. Espero que eso sirva un poco de consuelo ante la indecisión de esos niños que se ponen traje y juegan a ser los que mandan. ¡Un abrazo!

    Responder

  33. Julia C.
    7 enero, 2015 @ 18:28

    ¡¡Lo que yo no entiendo es cómo no has asesinado ya a tu jefe!! jajajajaa.

    Bueno, la verdad es que le entiendo, el proceso de decisión/indecisión/cambio de opinión también lo experimento yo cada vez que dispongo de que hacer un viaje algo más complicadillo de lo habitual. Pero claro, no le "encasqueto" el marrón a nadie y me vuelvo loca yo solita. Es lo malo de poder elegir 😛

    Un entrada muy divertida, como siempre.

    Un besazo guapa!!

    Responder

  34. Erika Martin
    7 enero, 2015 @ 18:30

    Pues él se cree muy autosuficiente, Rakel ¿qué te parece? jaja
    Mil gracias, guapa. Besos

    Responder

  35. Erika Martin
    7 enero, 2015 @ 18:37

    Hola Jesus,
    ¿sabes qué? pues que los jefes no se leen las agendas de viaje con todos los detalles que les facilitamos las secretarias y, claro, luego no pueden llamarnos a preguntar. La respuesta sería un grito tal que "¿Cómo que no te has leído mi agenda?" jaja porque, es verdad, tampoco escuchan cuando se lo explicamos todo ¡para matarlos! jajaja

    Oye, muchísimas gracias por el link, está genial. Esto me va a ahorrarme mucho tiempo y a evitar que me dé un ataque de nervios con tanto "espera, espera" … gracias, gracias, gracias ^_^

    Responder

  36. Erika Martin
    7 enero, 2015 @ 18:40

    Pues eso mismo me pregunto yo, Julia, jaja
    Muy bien, así me gusta, que lo decidas tu solita sin dar el tostón a nadie jeje
    Que yo cuando viajo tambien miro todas las opciones pero no hasta el extremo de mi jefe.

    Mil gracias por tu visita y un beso muy fuerte, guapa!!

    Responder

  37. Erika Martin
    7 enero, 2015 @ 18:49

    Hola Carlos,

    lo cierto que es muchos días llego a casa tan de mala leche con este tipo de cosas que me pasan en la ofi, que no sé cómo soy capaz de escribir estos post … bueno, sí, porque hago terapia anti estrés con ellos jiji
    Es un gran consuelo saber que a vosotros os gustan y que ademas pensáis como yo: son niños grandes.

    Aprovecho para desearte un Feliz 2015!!
    Un abrazo muy fuerte!

    Responder

  38. Krika Alcaide
    8 enero, 2015 @ 22:05

    jajajaja, a mi me encanta mirar vuelos y todo eso pero en tu caso me pondría también de los nervios desde luego, cuanta indecisión! Paciencia guapa! Un beso

    Responder

  39. RAQUEL ORTIZ
    8 enero, 2015 @ 22:05

    Hola Erika, me he reido un rato, que gracia para el lector, claro!, porque imagino que para ti no fue gracioso; yo también fui secretaria en mis comienzos y tuve alguna que otra anécdota, gracias por este post. Feliz día!

    Responder

  40. Erika Martin
    8 enero, 2015 @ 22:10

    Hola Raquel,
    sí fuiste secretaria en tus comienzos, seguro que viviste alguna anécdota parecida a las mías en algún momento. Es gracioso contarlo aunque cuando estás en esas tesituras gggggrrr
    Te agradezco que me hayas dedicado unos minutitos a leerme y comentarme. Mil gracias.
    Un abrazo fuerte!!

    Responder

  41. Erika Martin
    8 enero, 2015 @ 22:15

    Krika!! pero si tu viajas en coche!! jajaja es broma … mola buscar vuelos y soñar con irse a algun sitio, claro, a nivel privado. Eso es hasta casi, casi entretenido. Sin embargo, en la oficina cuando estos vuelos son para otro que no sabe lo que quiere aaarrrggg
    Gracias por los ánimos.
    Besazos

    Responder

  42. Ana Suárez
    9 enero, 2015 @ 15:46

    Yo para cruzar el charco siempre uso seatguru, y está genial

    Responder

  43. Ana Suárez
    9 enero, 2015 @ 15:46

    ¡Erika hija, si es que tienes más paciencia que un santo! N entiendo como tu jefe está aún en su puesto, es la clase de persona que recomiendo a las empresas que no pongan en puestos de responsabilidad, porque lían a la gente y hacen que sus equipos sean muy poco productivos.

    Dicho esto, yo soy bastante quisquillosa con los vuelos. Conozco seatguru desde hace años, y lo uso. Como hasta hace unos meses viajaba mucho a Inglaterra y Estados Unidos pues la verdad es que hay detalles que importan: la sala VIP, el espacio entre asientos, etc. Menos mal que me planté y dije para reuniones en persona en los States quedáis con mi socio que es estupendo y hacemos un skype que hay que usar la tecnología. PERO: aprendes al volar con las compañías. Prefiero siempre Iberia a las demás, British te cambia de asiento y te ponen en la fila 104 y se quedan tan frescos, aunque el avión vaya luego vacío, y encima te ponen con gente al lado…El servicio a bordo de Iberia es mejor prácticamente siempre (sobre todo comparado con compañías americanas, en una la sobrecargo llevaba ¡un chicle!). Las salas de Iberia son las mejores.

    Y las low cost lo peor, cuando iba a Bristol me iba en Easyjet porque no me la juego con Ryanair, y un día a las 10 de la noche un noviembre inglés con lluvia que caían chuzos de punta y un frío que te mueres nos dejaron como a trescientos metros de la terminal ¡y a caminar! encima los capullos no advirtieron de que llovía, me empapé de arriba abajo y dije nunca más. Pero de todo esto aprendes y por eso viajo siempre en Iberia, aunque desde que la compraron los ingleses ha empeorado bastante, pero no hay color.

    Pues nada, te deseo que sigas teniendo tanta paciencia como tienes, y un consejito: los precios los suelen cambiar a veces en minutos, a mí me ha pasado, y seguro que a tí también, es decir dile la compañía que te conviene, y le dices que es el mejor precio, si te dice que otra es más barata le dices que lo acaban de cambiar…Y si no que madure y sea profesional contigo, que no eres su madre.

    Besos

    Responder

  44. Erika Martin
    9 enero, 2015 @ 16:09

    O sea que tu también conoces seatguru, hmmm, a ver si soy la única que no la conocía.

    Si te digo la verdad, en mis viajes privados siempre cojo lineas regulares. Primero por precio. Sí, sí, las low cost comparativamente no son tan low.
    Después por servicio. Iberia ha bajado mucho su calidad. Pero sigue mereciendo la pena. Hace un par de años fui a Lisboa a un concierto de un grupo que estaba de gira por Europa. Al día siguiente tenía que estar en Madrid por la tarde para el siguiente concierto. Resulta que en Portugal hicieron huelga general. Solo despegaron las lineas regulares y todos los fans que viajaban en easyjet, etc se quedaron en tierra. Vuelo cancelado, sin devolución de dinero y sin transporte alternativo. Tuvieron que alquilar coche o regresar en bus, al final no llegaron al concierto en Madrid.

    En cuanto a la oficina, habiendo videoconferencias, skype, gotomeeting y similares ¿para que viajar? jaja Lo de los precios en las reservas es un sin dios, cambian cada 2 x3 … seguiré tus sabios consejos.

    ¿Sabes lo que hago últimamente? comprar el vuelo que a mi me da la gana y luego le digo que no había disponibilidad en otras compañías, o en otros asientos. Ya no le doy la opción de elegir a mi jefe para que no me maree. Lo triste es que los otros directivos de mi empresa son igual de indecisos y las assistants nos subimos por las paredes. Nos hacen perder el tiempo en tonterías y, como bien dices, no ser productivas en otras tareas mas importantes

    Animo con tus viajes con British y las americanas. Con eso del chicle me has dejado muerta.

    Muy buen fin de semana y muchos besos

    Responder

  45. Ana Suárez
    10 enero, 2015 @ 11:10

    Bien por tí,si es que deberias ser la jefa, y no la asistant. Muy bien lo de decirle que no hay disponibilidad, como dices, y es verdad, a veces no hay el asiento que quieres ahora y dos horas más tarde sí, con lo que no te puede pillar, como yo también me compro los billetes, bueno casi siempre mi marido, que es perfecto y piensa por mí…

    Responder

No seas tímid@, deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando, estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies. Puedes pinchar en el enlace para ampliar información.plugin cookies

CERRAR
A %d blogueros les gusta esto: